Peñíscola con niños: que ver y que hacer

¿Has pensado viajar a Peñíscola con niños en tus próximas vacaciones? Para que planifiques las vacaciones familiares perfectas, debes incluir actividades orientadas a satisfacer los gustos de todos. Igual que los adultos, los niños esperan con ansias salir de la rutina y pasar tiempo de calidad con sus padres, mientras se divierten y conocen lugares nuevos.

Peñíscola está ubicada estratégicamente a lo largo del Mediterráneo. Es un sitio muy especial que te permitirá crear recuerdos duraderos en familia. No puedes dejar de visitar Peñíscola. Con certeza vivirás la experiencia más gratificante de tu vida y tus hijos nunca la olvidarán. Te contamos por qué.

¿Qué ver con niños en Peñíscola?

Comunidad Valenciana

¡No te preocupes de qué ver en Peñíscola con niños! Este espectacular pueblo está ubicado en la provincia de Castellón, en la Comunidad Autónoma Valenciana en España, y atrae a miles de turistas cada año.

Ha sido el centro de atención para efectuar escenas cinematográficas y televisivas, dado su magnífico entorno. Los niños que lo visitan son afortunados, y logran divertirse al máximo en todos estos lugares:

Castillo del Papa Luna

Conocido también como el Castillo Palacio de la zona, es un lugar increíble con vista panorámica sorprendente, cuya altura asciende a 64 metros sobre el nivel del mar. Los pequeños de la casa no pararán de divertirse, mientras realizan el recorrido por el palacio y conocen cada una de las estancias que lo conforman, así como, las leyendas que cuenta.

En sus alrededores también está el Parque de la Artillería, que ha sido convertido en el más prodigioso jardín botánico, lleno de la flora autóctona. Durante el paseo, tú y tu familia gozaréis de respirar el aire puro que procede de las palmeras y lavandas que lo integran. Si quieres conocer más sobre la historia de este castillo, aquí podrás conocer más detalles.

Marjal de Peñíscola

Marjal de Peñíscola

Se trata de espacios pantanosos, en los cuales abundan diferentes manantiales naturales de fascinante belleza. Cerca de la laguna se ha construido un parque para que los pequeños jueguen, mientras permanecen en contacto directo con la naturaleza. Durante el paseo de aproximadamente 1 kilómetro, conocerás infinidad de especies presentes en los matorrales, y la espléndida vegetación de los prados marinos.

Este humedal, refugia a ciertos tipos de aves durante algunas estaciones del año y les suministra el alimento necesario para continuar su camino. La flora y fauna que lo caracteriza te impresionará. Es una buena razón para viajar a Peñíscola con niños.

El casco antiguo

Conocer la historia forma parte del enriquecimiento cultural. A los pequeños les fascinará observar los barcos de pescadores que están en el puerto, la casa de las conchas, parecida a una casita de los cuentos y el museo de la mar. Este último, exhibe crustáceos de la fauna marina y barcos diminutos muy atrayentes.

A todos los niños les encanta jugar en los laberintos de sus calles estrechas y degustar la gastronomía mediterránea que ofrece este peculiar sitio. La arquitectura, el faro y los comercios son también parte de las atracciones turísticas. Una razón fantástica para recorrer Peñíscola con niños.

Parque Natural de la Serra d’Irta

Consta de paisajes y un entorno completamente natural, con parajes muy interesantes para todas las edades. La mayoría de los niños ingresan en la red de torres de vigía, que fueron construidas en el pasado para proteger la zona marítima. Una vez allí, crean sus propias aventuras y se imaginan ataques de furiosos piratas.

Las múltiples áreas recreativas son ideales para andar en bicicleta y jugar. Las casas llamadas ermitas que están dentro del parque, mantienen la estructura original con hornos de cal y chozo de agricultor.

¿Qué hacer en Peñíscola con niños?

¿Qué ver con niños en Peñíscola?

Y si no has tenido que preocuparte por qué ver en esta ciudad con los críos, tampoco tienes que hacerlo al pensar qué hacer en Peñíscola con los niños. La diversión familiar en Peñíscola no se interrumpe, ya que hay actividades para todos los gustos.

Ningún pequeño tendrá la sensación de aburrimiento. Por el contrario, la expectativa y el anhelo los acompañará en todo el viaje. También figuran otras alternativas valiosas que seguro atraen su atención.

Ir a la Playa

Desde el majestuoso Castillo de Peñíscola es posible vislumbrar las playas más bonitas de la localidad. Veamos las opciones de mayor interés.  Las playas de Peñíscola  son poco profundas y disponen de los mejores servicios. Así que si viajas con niños a la playa en Peñíscola no tienes de que preocuparte.

Playa Norte

Con una extensión aproximada de 5,5 km de largo, se caracteriza por tener arena suave y fina, para que los pequeños puedan jugar en ella sin ningún contratiempo. Anualmente recibe de la Unión Europea la destacada Bandera Azul, como reconocimiento por la prestación de servicios óptimos y la pureza del agua.

En las zonas aledañas, hay espacios infantiles completamente gratis destinados al desarrollo de juegos, deportes y numerosas dinámicas de entretenimiento.

Playa Sur

Está ubicada en las cercanías del puerto pesquero y la Sierra de Irta. Consta de 850 metros de longitud y sus aguas son muy serenas, ideales para los más pequeños.

Se habilitó un barco pirata destinado al juego y a mantener la diversión a todas horas. Durante el verano los padres con hijos recién nacidos tiene a su disposición espacios especiales para la lactancia y su atención. En horas nocturnas, estas invitado a deleitarte mientras observas una película a orillas de la playa, experiencia muy gratificante para todos.

Visitas Teatralizadas al Castillo

Visitas Teatralizadas al Castillo

Esta singular fortaleza ubicada en lo más alto del peñón, ofrece visitas guiadas teatralizadas a sus visitantes. Con un toque teatral, los guías rememoran las historias antiguas, cuentan las tradiciones y los misterios fascinantes de los antepasados, lo que resulta sumamente entretenido y educativo para los niños.

Las actuaciones al estilo cineasta, incluyen el uso de títeres para ofrecer un espectáculo de aproximadamente 1 hora y media. Sin lugar a dudas, te sentirás como parte de la leyenda. Mientras te diviertes, los personajes fomentan la recreación sana llena de encanto.

Museo de la Magia

Para los amantes de la magia, no hay nada mejor que este prestigioso museo. Las ilusiones en vivo son muy sorprendentes, y te dejarán con la boca abierta. Incluye elementos místicos, con la exhibición de magos reconocidos internacionalmente cuyos poderes magistrales se ponen de manifiesto.

Las habilidades físicas y mentales, junto con la activación de los sentidos, no serán suficientes para descubrir los trucos que hay detrás de cada demostración. Los pequeños son muy felices de presenciar el estilo de Harry Potter en todo su esplendor. En las cercanías del castillo está situado este fabuloso museo. Después de entrar, será muy difícil querer salir de él. ¡Te lo garantizo!

Ahora si…¡Estás listo para disfrutar de Peñíscola con niños! No dejes de disfrutar de uno de los pueblos más bonitos de la Comunidad Valenciana. Sin lugar a dudas, Peñíscola es sin lugar a dudas un destino para viajar con niños sin igual. No pierdas la oportunidad de pásartelo pipa aquí.

(Visited 4 times, 1 visits today)